Inseparables

Los fanáticos del cine latinoamericano tienen una cita en Estrenos DTL con el film Inseparables una comedia dramática producida en Argentina, cuya trama gira en torno a la relación de amistad que surge entre un hombre tetrapléjico y un joven desocupado, quien acepta un trabajo para cuidarlo, la película es un remake de la cinta Intouchables producida en Francia en el año 2011.

La película fue realizada totalmente en Argentina bajo la dirección de Marcos Carnevale, quien además escribe el guión, el cual está basado en la historia original de la película Intouchables, de Olivier Nakache y Eric Toledano. La música para el film fue compuesta por Gerardo Gardelín y la fotografía estuvo a cargo de Horacio Maira.

El reparto de la película, que acaba de estrenarse en las mejores de cine, está integrado por Oscar Martínez como Felipe, Rodrigo De La Serna como Tito, Alejandra Flechner como Ivonne, Carla Peterson como Verónica, Rita Pauls como Elisa, Franco Masini como Bautista, Flavia Palmiero como Sofía, Javier Niklison como Antonio, Joaquín Flamini como Javi y Malena Sánchez como Romina.

Buscando un nuevo asistente terapéutico

Felipe es un hombre adinerado, un empresario exitoso que tras sufrir un accidente ha quedado tetrapléjico, por lo que ha sido condenado a una silla de ruedas y a depender de terceros para sus cuidados, ahora está en busca de un nuevo asistente terapéutico, ya que el último, como todos los anteriores, ha renunciado.

Luego de entrevistar a varios candidatos, todos muy calificados, Felipe decide contratar a un joven que trabaja como asistente de jardinero en su casa y ha decidido renunciar a este empleo, Tito no tiene ninguna experiencia, ni está calificado para el empleo, por lo que las personas cercanas al empresario tratan de alejarlo, sin embargo Felipe se impone y Tito logra el nuevo empleo.

Nace una amistad que durará por siempre

La relación que al principio es meramente laboral y marcada por las torpezas de Tito que no sabe qué hacer la mayoría de las veces, termina por convertirse en una entrañable amistad, signada por el buen humor de ambos, muchas veces un humor bastante negro. Felipe y Tito logran forjar una amistad desprendida de cualquier interés que durará por siempre.